Europa

Diez cosas para ver y hacer en Leeds

Como muchas ciudades universitarias del mundo, Leeds, en Reino Unido, está preparada para alojar a personas de distintas edades y con diferentes estilos de vida. Al estar situada a orillas del río Aire, dispone de un centro histórico repleto de tiendas independientes y otras de renombre mundial. La diversidad de galerías de arte y de museos cautivantes atrae a miles de aficionados a la cultura. Es imposible resistirse a los festivales, las ferias y celebraciones que se llevan a cabo cada año, como el Festival Internacional de Cine de Leeds en el mes de noviembre. Parques, jardines, senderos y maravillas arquitectónicas piden a gritos ser explorados. A continuación, le presentamos las mejores opciones para descubrir la magia de esta localidad vibrante y amigable…

10. Recorra las calles

Lo bueno de Leeds es que todo está situado a poca distancia, por lo que trasladarse de un punto a otro es una tarea fácil y simple. Lo compacto le da un toque encantador y, a la vez, vibrante. No hay ciudad más perfecta para peatones que esta. Cualquiera con espíritu aventurero podrá explorar los secretos ocultos en cada rincón. Los juegos arcade al aire libre, la imponente arquitectura victoriana y las calles de guijarro junto al río dejarán cautivado a cualquier visitante. Deambular sin destino es la forma ideal de sumergirse de lleno en la cultura local. Este destino es ideal para aquellos turistas a los que les cueste seguir esquemas y horarios. No se preocupe; si después de pasear durante horas está demasiado cansado como para caminar hasta su hotel, las tarifas de los taxis son muy accesibles.

9. Explore las galerías de arte

Leeds es un precursor en el escenario artístico de Yorkshire y es la sede de una de las galerías de arte más prestigiosas del planeta. Además, los amantes del arte podrán recorrer otras tantas exhibiciones independientes más pequeñas que cautivarán a cualquier artesano de corazón. Los espacios menos conocidos son los que albergan los verdaderos tesoros. En la Universidad de Leeds, las galerías Stanley y Audrey Burton están abiertas al público y constan de una gran colección de esculturas, cerámica y fotografías junto con grabados, pinturas y dibujos de orígenes británico y europeo. Sunny Bank Mills es otro espacio artístico multipropósito situado en una zona industrial en el corazón del distrito Farsley. No puede pasar por alto la muestra de arte contemporáneo Mexico Project Space en el distrito The Calls o la galería Workshop Press para contemplar las mejores impresiones del artista Garrett Barker y demás artistas locales.

8. Parque Golden Acre

Una forma maravillosa de aliviar el estrés del viaje es recorrer los espacios verdes de Leeds. El parque Golden Acre cuenta con 72 hectáreas de vegetación, fuentes de agua, arenisca y caminos de piedra caliza. Es una forma ideal de apreciar la fauna nativa, en especial las aves salvajes. Los guardaparques se encargan de proteger los paisajes y siempre proponen algo distinto. Las principales atracciones de Golden Acre son Water Garden, en el lado oeste, Jubilee Plantation y los frondosos jardines Heather. Como si esto fuera poco, Golden Acre se encuentra a tan sólo 10 kilómetros del centro de la ciudad en alguno de los tres autobuses diarios que salen desde el estacionamiento principal. Este sitio es ideal para que los más pequeños gasten energías mientras los adultos recorren algunos de los muchos senderos.

7. Mercado Kirkgate

Al sur del centro comercial Victoria Quarter, cerca de Trinity Leeds, se encuentra el mercado Kirkgate, uno de los más importantes de Europa. Se inauguró en 1822 como un espacio al aire libre y la primera parte cubierta tardó más de 25 años en ser armada, a mediados del 1800. En la actualidad, más de 100.000 personas visitan cada semana los más de 800 puestos que ofrecen una gran variedad de artículos. Aquí conseguirá las carnes y los vegetales más frescos de la ciudad; olvídese de los supermercados y consulte a los verdaderos expertos del ámbito culinario. Kirkgate es una verdadera joya y le permitirá conseguir desde indumentaria hasta vinos, cervezas y bebidas espirituosas. Además, podrá disfrutar de una taza de té mientras interactúa con los vendedores y demás visitantes. ¡Hasta podrá cortarse el cabello si lo desea!

6. Bramley Baths

Después de una larga jornada, no hay nada mejor que una visita a Bramley Baths. Se trata de una de las últimas termas de la época eduardiana del norte del Reino Unido que continúa en funcionamiento. Pasó a formar parte del legado de Leeds en 2013, a modo de proyecto social sin fines lucrativos. Se inauguró en 1904 y los visitantes podían nadar, tomar duchas calientes y utilizar los baños de vapor rusos, un pasatiempo popular en ese momento por sus beneficios para la salud. Este centro también cuenta con un gimnasio y una enorme piscina de natación. Su principal atractivo son los saunas (banya en ruso), muy populares en la región este de Europa. Como si esto fuera poco, los amplios techos vidriados permiten que el sol caliente el agua de forma natural. Contrate el pase diario y aproveche al máximo la experiencia.

5. Vida nocturna

Restaurantes, clubes nocturnos, espectáculos en vivo y miles de sorpresas más le esperan aquí. Gracias al incremento en el interés en la vida nocturna, Leeds ha demostrado estar a la altura de las grandes ciudades. La zona céntrica es pequeña, por lo que podrá recorrerla a pie en menos de 20 minutos. En el extremo sur se encuentra The Calls, un distrito muy popular por su gran diversidad de bares y establecimientos recreativos. El área de New Brigate es otro punto de interés para los turistas que buscan un poco de diversión cuando cae el sol. Millenium Square, en el extremo norte, es el lugar ideal para pasarlo bien, ya que está repleto de bares, restaurantes y cafeterías. Si bien Brewery Wharf ha perdido su atractivo en estos últimos tiempos, es perfecto para pasear o sentarse a beber un cóctel.

Brewery Wharf, Leeds

4. City Varieties Music Hall

Al norte de Victoria Quarter, en el centro de Leeds, se encuentra el popular City Varieties Music Hall, una verdadera construcción de la época victoriana cuyo interior impacta a más de un visitante. Algunos de los artistas más legendarios que han actuado aquí son el mago Houdini y el comediante Charlie Chaplin. Si le echa un vistazo a la agenda de eventos, descubrirá shows musicales, obras de teatro, espectáculos de comedia y muchísimo más a lo largo del año. Al ser un lugar pequeño y acogedor, cualquier ubicación es perfecta para disfrutar al máximo del espectáculo. Los ciudadanos locales recomiendan que asista a espectáculos menos populares, ya que suelen ser los mejores. Refrésquese con una pinta en el bar, póngase cómodo y déjese cautivar por los artistas. Como si esto fuera poco, el City Varieties Music Hall está rodeado de bares y restaurantes maravillosos, en los que podrá ponerle fin a la jornada de la mejor manera.

3. Intercambio de maíz

El intercambio de maíz es uno de los edificios de la era victoriana más importantes de Leeds y uno de los tres más destacados del Reino Unido. Los entusiastas de la arquitectura no querrán perderse esta atracción única situada en Call Lane. Este edificio circular fue diseñado por Cuthbert Brodrick, un arquitecto oriundo de Yorkshire. Presentó el proyecto en una competencia para la creación del Ayuntamiento de Leeds en 1852 y se llevó el primer puesto. Así fue cómo surgieron el Intercambio de maíz, el edificio Brodrick y el hotel Grand Scarborough, uno de los más extensos de su época. El intercambio de maíz está repleto de galerías, tiendas de todo tipo y miles de cafeterías. No puede desaprovechar la oportunidad de participar de las ferias que se suelen llevar a cabo en el lugar con frecuencia; artículos únicos, mercancía y artesanías hechas por artistas locales son algunas de las sorpresas que le esperan. La feria de primavera es el mejor sitio para conseguir antigüedades hechas en vinilo.

Leeds Corn Exchange

2. Meanwood Valley Trail

Meanwood Valley Trail es el espacio verde más extenso de Leeds, que inicia en Woodhouse Moor y atraviesa toda la ciudad. Además, está repleto de atracciones históricas y naturales. Lo mejor de todo es que nunca hay mucha gente, por lo que podrá conectarse con la madre tierra y dejar atrás cada una de sus preocupaciones. A lo largo del recorrido de 11 kilómetros encontrará cuatro fases, que comienzan tanto en la zona céntrica como en otros puntos de Leeds. Con el paso de los años, el camino ha sido remodelado y se ha incorporado más señalización con datos sobre la fauna salvaje. Túneles, jardines frondosos, puentes encantadores, viejos acueductos y vistas de distintas muestras arquitectónicas son algunas de las cosas que caracterizan a este paseo. Como si esto fuera poco, el recorrido acaba en el pintoresco parque Golden Acre.

1. Geocaching

El geocatching es una forma asombrosa de explorar Leeds; es como deambular pero con un propósito. Es una actividad ideal para cualquiera que busque intentar algo fuera de lo común. Cualquiera que disponga de un GPS o de un teléfono celular o móvil con GPS (si de todos modos pensaba llevarlo con usted, ¿o no?) podrá disfrutar este fenómeno mundial. El dispositivo GPS sirve para ingresar coordenadas específicas en las que se localizan los “tesoros” o “geocaches”. Son una especie de búsqueda de tesoros en las que tanto niños como adultos pueden participar. Lo único que debe hacer es crear una cuenta de usuario gratuita en www.geocachingonline.com, seleccionar la ciudad en la que va a efectuar la búsqueda y así se desplegará una lista de referencias. La única regla del juego es tener que reemplazar los objetos ocultos (en lo posible) por alguno de igual valor. ¡Quién sabe con qué se puede cruzar!

Leeds Map

X